El tacón: La parte más importante del zapato de tango

En el tango hay que tomar en cuenta algunos datos sobre la indumentaria a llevar si se desea bailar con soltura y elegancia. En todo caso, lo primordial siempre será contar con la comodidad suficiente para tener la seguridad de bailar a gusto. La comodidad brindará seguridad al momento de bailar, y ésta no se debe sacrificar en ningún caso por el gusto de estar elegantes, ni en el hombre ni en la mujer.4251348466_d08c675cca_b

Para bailar tango hace falta contar con ropa cómoda y sobre todo zapatos que se ajusten bien y que permitan a ambos mantener el equilibrio. Además hay que considerar que los zapatos deben permitir realizar los giros necesarios con soltura y con gracia, pero sin llegar a resbalarse y mucho menos caer.

Las características propias en el baile del tango permiten que el tacón de los zapatos de la mujer sean delgados y altos, ya que no necesitan tacones gruesos para darle estabilidad, porque ésta es proporcionada por la pareja. Sin embargo, se recomienda que en el caso de las mujeres principiantes la altura del tacón no sea tanta a fin de evitar la inseguridad en el baile. Sobre todo, porque al inicio, cuando una mujer está en período de aprendizaje, aún no tiene la suficiente comunicación corporal con la pareja. Ésta se consigue con la práctica. Pasadas algunas lecciones con la misma pareja, la mujer aprenderá a anticiparse a los movimientos del hombre y comenzarán a improvisar de manera simultánea. En ese momento, ya se pueden subir los tacones.

Para las bailarinas ya expertas o con algún tipo de práctica, los tacones pueden estar entre los 5 y 10 centímetros. En el caso de los caballeros pueden elegir zapatos con o sin tacón. Si su opción es la primera, entonces debe considerar que el estándar de los mismos está entre 2,5 y 3,5 centímetros.

Add Your Comment